Bokeh



Bokeh, es un término que significa desenfoque y su origen es japonés. En fotografía se utiliza para referirse a la calidad de un objetivo por la estética de las zonas desenfocadas que produce en una foto. Y es que tan importante es la nitidez de las zonas enfocadas en una foto como el aspecto que presentan las zonas desenfocadas.

El desenfoque selectivo es un recurso compositivo muy utilizado en fotografía, y la calidad de esas zonas desenfocadas es determinante en el resultado final. 

Su forma mas habitual son los “círculos” que se forman por detrás de los sujetos u objetos enfocados y, dependiendo de la apertura utilizada, pueden tener una apariencia poligonal. La forma del bokeh está relacionada con la forma que la luz se filtra a través de la lente. 

Las áreas mas propensas a producir bokeh son,  las áreas mas desenfocadas y los reflejos y fuentes de luz. 

Cómo obtener un bokeh:

-Aperturas grandes: f/1.8 para empezar. Cuanto mas bajo el numero, mayor el tamaño del bokeh.

-Longitudes largas: esto varia dependiendo la composición que tengas, pero cuanto mayor sea la longitud focal, mayor el bokeh.

-Brillos y fuentes de luz pequeñas: en base a esta se formara el efecto con mas fuerza, por lo que alguna estructura de metal o algún vidrio será una buena fuente de bokeh.


Aquí en primer plano se ven las gotas sobre el cristal y el efecto bokeh es creado por las luces de los coches y farolas del fondo.

Creo que es una de las pocas fotos que he hecho que tengan este efecto.

*Irene*






Suscríbete a nuestra newsletter!

* indicates required



CONVERSATION

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tus palabras, cada comentario me ayuda a continuar :)