Restaurando: Cucharas de plata


Hace unos días arreglando algunos rincones de casa aparecieron unas cucharas de plata. Como era normal estaban oxidadas después de haber estado tantos años sin tocar. Hoy vamos a ver cómo les quitamos el óxido y dejamos como nuevas de una forma muy sencilla.


Para quitar el óxido en la plata de forma sencilla y con productos que todos podemos tener en casa podemos utilizar una goma de borrar, las más efectivas son las Milan nata, las cuadradas de toda la vida; también podemos limpiarla con pasta de dientes, eso si, tiene que llevar bicarbonato. Hay varios productos caseros que son efectivos para limpiar la plata aunque yo opté por utilizar carbonato cálcico que ya he utilizado en otras ocasiones y deja los metales brillantes.

A la hora de proteger las cucharas ya que se iban a quedar adornando un rincón de la casa utilicé cera para metales.


La manchita que se le ha quedado a la cuchara pequeña no sé de qué es, he probado con todos los productos que tenía por casa y no ha habido manera de quitarla.

Ahora podemos ver bien el grabado del mango "GL", están brillantes y plateadas :). Una rápida y sencilla restauración.

Tenéis algo de plata por casa que queráis limpiar?

*Irene*


Suscríbete a nuestra newsletter!

* indicates required



CONVERSATION

2 comentarios:

  1. ¡Estas tocando todos los palos, como los buenos flamencos!
    Bravo por ti, bella
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay que saber hacer de todo en esta vida ;)
      Besitos!

      Eliminar

Gracias por tus palabras, cada comentario me ayuda a continuar :)