Paseo por el Monasterio de la Murta




Este verano salimos a hacer varias excursiones en familia a lugares cercanos al pueblo. Ya te enseñé hace unas semanas mi paseo por unas cuevas con mucha historia y hoy veremos un monasterio que tiene mucha historia detrás que actualmente se encuentra abandonado.

Como siempre te contaré todos los datos históricos importantes de este lugar. Empezamos?

En 1357 el noble Arnau de Serra, señor del lugar, hizo entrega del Valle de Miralles a un grupo de ermitaños que se encontraban dispersos por él con la condición de que se agruparan y formaran un monasterio. Las obras comenzaron en 1376 y fueron retomadas en el año 1401. El monasterio adoptó la típica configuración de iglesia y claustro, siendo alrededor de este último donde giraban las distintas dependencias del monasterio.

Según la leyenda durante las obras de construcción del monasterio fue encontrada una imagen de la Virgen oculta entre unos arbustos de murta (mirto en castellano) de donde tomaría nombre el monasterio y posteriormente todo el Valle. 

Durante siglos este monasterio del orden de los jerónimos fue un lugar de peregrinación, al que acudieron personalidades históricas como San Vicente Ferrer en 1410, en 1586 del rey Felipe II en compañía del príncipe Felipe y la infanta Isabel Clara Eugenia, inaugurando un puente de acceso al recinto monacal, en 1589 cuando el Patriarca San Juan de Ribera, en 1899 recibe la vista de Vicente Blasco Ibañez aunque para entonces el monasterio ya estaba en proceso de ruinas. 



A lo largo de los años sufrió modificaciones y reconstrucciones artísticas y arquitectónicas, pero su mayor golpe lo recibió en el siglo XIX tras su desamortización en 1835 y la exclaustración. A partir de entonces, el monasterio empezó a degradarse hasta quedar solo las ruinas, de las que todavía destacan elementos como los arcos de medio punto en el interior, su portada barroca o la pila bautismal que data del siglo XIII.

Lo que mas llama la atención es la gran torre que se levanta junto a la iglesia, que se conserva mucho mejor que el resto de estancias del monasterio. Su origen se estima entre los siglos XV y XVI, y servía para defender el Monasterio. 

En el entorno del monasterio hay una casona ajardinada del siglo XIX, una almazara, un nevero, balsas, una ermita rupestre donde se pueden encontrar restos de pinturas en sus paredes e incluso un acueducto que se adentra en las montañas.

Las obras de la ermita fueron realizadas por Juan de Alicante y Agustín Muñoz, que habían realizado trabajos en los principales edificios de Valencia, como la catedral o el Consulado del Mar. En ella podemos ver todavía restos de pintura que se conservan en bastante buen estado, como verás en la próxima foto.

En 1835 el monasterio que contaba con once monjes fue desamortizado y abandonado. En 1838 pasó a manos privadas y entró en estado de ruina hasta solo quedar lo que hoy día podemos visitar.



También hay que decir que está rodeado de bosque y montañas, a bastantes kilómetros de la población mas cercana, Alcira. Posee una gran extensión de tierras montañosas que son parte de un bonito paseo, de mas de 2 km, entre el lugar donde aparcas el coche y el edificio principal de este monasterio.

La excursión fue perfecta, hice mil fotos aunque aquí solo te enseño las del edificio. Una mañana al aire libre disfrutando de la naturaleza y estas bonitas ruinas.

Que te ha parecido a ti esta visita? Te gusta este tipo de posts? Dímelo y pronto habrán muchos mas.

*Irene*


Suscríbete a nuestra newsletter!

* indicates required



CONVERSATION

6 comentarios:

  1. Qué sitio tan bonito! Me gustan mucho estos posts tuyos.
    Un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Noelia! Iré haciendo mas posts de este tipo :)
      BEsitos!

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Gracias!
      Todas las ruinas tienen un no se qué que las hacen hermosas, será toda esa historia que encierran?
      BEsitos!

      Eliminar
  3. El paisaje es sin duda excepcional ^^ Me ha encantado saber la historia del Monasterio, es triste que haya llegado a quedarse en estado ruinoso, aunque pasear entre lo que queda pensando en lo que fue tiene que ser mágico... parece un sitio con muchísimo encanto <3

    ¡Un besazo Irene!

    ResponderEliminar
  4. No he estado en esa zona ,, para mi próximo viaje ,, me encanto conocer de ese monasterio y su historia

    ResponderEliminar

Gracias por tus palabras, cada comentario me ayuda a continuar :)